jueves, 1 de octubre de 2009

JOSÉ MARÍA PEMÁN


Quiero que mi oración florida crezca
a la orilla no al fondo del abismo:
y que el sol que yo espero me amanezca
por las altas cumbres de mi mismo.

Hombre y Dios, yo te canto por las solas
luces de mi sentido enajenado,

Tu serena verdad me la ha enseñado
el dulce bulto de las amapolas.

Yo andaré, si lo mandas, por las olas
si te tengo -Hombre y Dios- vivo, a mi lado.

Quiero que mi canción para Ti sea,
sin nube, ni temblor de arrobamiento,
la canción inefable de la Idea
en el arpa sin sol del Pensamiento.

JOSÉ MARÍA PEMÁN

7 comentarios:

amor y libertad dijo...

la fe es poder, pero es también saber

ARCENDO dijo...

¡Que grande, PEMÁN!
"a la orilla no al fondo del abismo:
y que el sol que yo espero me amanezca"
Ten por seguro que de abismos NADA, TEN POR SEGURO QUE AMANECE SIEMPRE.
Cuánto me alegro de las buenas noticias que me dás, aun así... sigo, sigo, sigo...REZANDO POR VOSOTROS.
besiños.

Angel dijo...

Me encanta Pemán, y me ha gustado mucho que lo trajeras a tu página. Felicidades. Unidos en este mes del Rosario. Todas tus intenciones están ahí. Un abrazo

ARCENDO dijo...

LA ORACIÓN FLORIDA, la tuya, la de toda tu familia, la de todos los blogueros, la mia... ES, HA SIDO, Y SERÁ EFICAZ.
QUE ALEGRÓN DE NOTICIA. Por una noche, no estaré tristón porque no estás, porque estás ahí, con quien te quiere, te necesita, con quien tienes que estar.
DALE MI ENHORABUENA AL SOLDADO por su VICTORIA, pero hay que seguir luchando por tanto...¡ARRIBA ESPAÑA!.
BESIÑOS POR TODO LO ALTO.

Fran dijo...

Por los comentarios veo que el sol ha amanecido por las altas cumbres ¡cuánto me alegro!
Me acuerdo de vosotros en las oraciones y espero que todo discurra según lo previsto
Un abrazo muy fuerte.

Vivir con humor es mejor dijo...

No me puede gustar más la poesía de Pemán. Lástima que esté vetado en los colegios. Yo lo pude leer en ediciones antiguas de mi abuela. ¡Gracias por ponerlo!

Terly dijo...

Pemám, ¡inmenso! como decía mi padre, "grande como todos los océanos, mares, lagos, ríos, charcos y goteras"
Seguro que nuestra oración crecerá a la orilla y veremos amanecer el sol por nuestras altas cumbre.
Ya en casa, el domingo será dedicada mi oración por la buena recuperación de Julio.
Un beso.