martes, 1 de diciembre de 2009

SIN EXCESOS


Tengo que escribir, sé que tengo que escribir... No me puedo abandonar. Las manos no me responden, no quieren, se niegan ¿Cansadas? y sin embargo, nunca escribo con las manos ni con la inteligencia ni con el corazón. ¿Con qué escribiré yo? ¿Tal vez con el alma? Si es así ¿por qué mi alma esta noche no quiere hacerlo? ¿Por qué se está cerrando? Ya pasaron todas las tormentas del verano y post -verano.

El alma intocable, invisible, inodora..., también se cansa, se fatiga de vivir encogida, contenida, sin desbordarse. Parece que sólo el cuerpo es el que sufre, la realidad es que ella lleva la peor parte, incluso cuando los sufrimientos son físicos, ella permanece firme. mantiene al cuerpo en pie, no le permite derrumbarse, le alienta a la pelea contra los elementos. Por eso cuando las lágrimas asoman a los ojos, no es el cuerpo el que las derrama, es el alma que se desborda en agua salada que almacena en días de mar, para aflorar al exterior cuando llega al extremo del dolor o de la felicidad. Y hoy el alma, mi alma, se niega a escribir, se parapeta tras las manos forzándolas a obedecer.

Alma mía, veo, siento, me duele tu cansancio, tu abandono de palabras. Te he usado hasta el extremo y ahora quieres retraerte para descansar de lo pasado. Hace unos días, tú y yo cumplimos un año más. Me doy cuenta que no soportas el análisis de lo compartido con mi cuerpo. Siempre hemos vivido en el punto medio, sin rechistar ni exigir otra cosa, pero es ahora, poco antes de doblar la última esquina, cuando quisiéramos disfrutar de los excesos. No te asustes, alma mía, esto debe ser un viento extraño que sacude nuestro templado vivir, pasará seguro que pasará.

Ya no nos quedan fuerzas, no nos quedan años, sólo este lamento nocturno de falta de excesos.

5 comentarios:

María Jiménez V. dijo...

Claro que pasará, es uno de esos momentos en los que nos sentimos como en un desierto...
Pero ya veras que hasta en el más austero de los desiertos se vuelve a renacer con más fuerza y más brío.
Maravilloso escrito, donde abres tu alma de par en par

Un beso mi estimada amiga

ARCENDO dijo...

¿Inodora?, ¿tu alma inodora?... ¡NO PUEDE SER!, tu alma huele a rosas y jazmines..., sino de que este aroma que me llega cada vez que te leo y... te siento?

Off topic. Hola, buenos dias, vecina "molestada" del tercero. No sé que pasaría en aquel momento, para no ayudarte con lo de los vídeos, no sé si no me lo pedirias directamente, o lo dejé para más tarde. No sé si, no te entendí, o no te explicaste. Pensé que preferías que tu hijo te ayudara, in situ, porque te ibas a enterar mejor... No sé que pasó.
Claro que ayudé a María Jesús, y antes a otros, a muchos otros, a Ángel por ejemplo. Sabes que lo que tengo lo comparto, No ME LO QUEDO.
No te sientas ofendida porque no te he querido ofender, ni dejar de lado, ¡NUNCA!, Y Tú más que nadie lo tienes que saber...
No sé que pasó, pero mi intención nunca fue mala contigo, o eso al menos, intento.
Siento MUCHO el malentendido y para compensarlo te envio este enlace..., tarda un poco en cargar, pero merece la pena, está en inglés, pero merece la pena... NO TE LO PIERDAS:

http://www.tackfilm.se/en/?id=1259657056388RA94

BESIÑOS CONTRARIADOS

Terly dijo...

Cada vez que tus manos no responden, se niegan a escribir, te salen los post más dulces y bonitos y está muy claro por qué, porque tú, querida Militos, no escribes con las manos, escribes con el alma y la tuya es de purita miel.
Un beso.

Juliana dijo...

AY MILITOS! QUE ALMA MAS DULCE TIENES Y QUE BIEN ESCRIBE.
DEBES DEJARLA EXPLAYARSE COMO HOY
CON UN DERRAME DE SENTIMIENTOS, COLORES Y PERFUMES DE POÉTICA ESENCIA.
SI ESCRIBE ASÍ ESTANDO CANSADA ¿COMO LO HARÁ CON OTRO ESTADO DE ÁNIMO? UN FUERTE ABRAZO, AMIGA.

Luis y Mª Jesús dijo...

¡Ánimo Militos!. ¿Siempre en el punto medio?, yo creo que no, siempre desbordándote de amor. Respira hondo que aún te queda mucho, querida amiga, necesitamos tu ejemplo, te sigo aunque no comente, por favor cotinua escribiendo.
Besos